Si todos nos unimos podemos lograr grandes cosas. Bajo esta premisa, Itacamba Cemento S.A., junto a otras entidades, comprometió un apoyo real para la ampliación de la “escuelita” del Instituto Oncológico del Oriente Boliviano (IOOB), con el objetivo de mejorar las condiciones para los niños que, de manera directa e indirecta, batallan contra esta enfermedad.

Karina Fernández, encargada de Responsabilidad Social Empresarial (RSE) de Itacamba, indicó que cuando conocieron el proyecto, a través de una voluntaria que apoya en una de las seis firmas que gestan esta iniciativa, decidieron aportar con 450 bolsas de cemento además de todo el asesoramiento necesario para hacer realidad este sueño.

El proyecto consiste en la construcción de tres aulas para que los niños reciban apoyo escolar diario de parte de voluntarias, un consultorio psicológico y un auditorio para capacitar a los padres en temas de nutrición e higiene, fundamentales para el tratamiento de esta dolencia.

“Con la ampliación de la escuelita no solo podrán escolarizarse más niños, sino que también se podrá dividir a los estudiantes por edades de modo que la enseñanza se facilite para los profesores voluntarios”, indicó Ana Paola Canedo, vicepresidenta del Club de Leones Santa Cruz Lealtad.

De acuerdo con Canedo, al menos 20 niños que padecen cáncer, más los hermanitos e hijos de los pacientes que tienen tratamientos, se reúnen a diario para dibujar, cantar, aprender, divertirse y tratar de pintar de colores el incierto futuro que tienen por delante. 

Nelson Berja, director del IOOB y Marcelo Ríos, director del Servicio Departamental de Educación (Sedes) agradecieron en conjunto el esfuerzo que realizaron los voluntarios y empresas privadas para gestar esta obra.  Destacaron, además el crecimiento importante que ha tenido el área de pediatría en  el área en 40 años de vida institucional que tiene el nosocomio.

“Esta obra va para ustedes valientes niños que nos enseñan a diario a soñar. Para ustedes empieza hoy esta escuelita llena de mucho pero mucho amor”, describe la plaqueta que se prenderá en la pared cuando se termine la obra prevista para el mes de marzo de 2020.

El lunes 9 de diciembre se realizó el acto de inicio de obras que contó con la participación de las empresas que apoyan la construcción, de la directora del área de pediatría y de las instituciones voluntarias que gestan este proyecto entre ellas: Ayuda Voluntaria en Acción (AVA), Reacción, Start, Manos en Acción Bolivia, Padrinos Mágicos y el Club de Leones Santa Cruz Lealtad.