El ministro de Gobierno Arturo Murillo informó este domingo que el gobierno tiene encapsulado al Trópico del Chapare bajo instrucción de que “nadie sale, nadie entra” por el tema del coronavirus y ratificó el repliegue de la Policía Boliviana de la custodia de los bancos y la suspensión del pago de los bonos de asistencia temporal otorgados por el gobierno para enfrentar la cuarentena.

La autoridad dijo que ya es hora que los “sindicateros”, “defensores de los narcotraficantes” y los alcaldes del Chapare pidan disculpas a la población en general y a la Policía Nacional para que retorne a sus labores habituales; entre tanto los policías se mantienen a buen resguardo, acuartelados y no serán replegados del Trópico.

“Una vez haya eso (pidan disculpas) no tenemos ningún problema (los policías) van a retornar a cuidar los bancos y a cuidar el tema del coronavirus. Si los cocaleros no quieren, no les importan, nosotros vamos a encapsular el Chapare como lo tenemos encapsulado: nadie sale ni nadie entra del Chapare. No quieren que se cobren bonos, no se cobran bonos”, declaró en conferencia de prensa al puntualizar que el gobierno también desplegó la Policía y al Ejército para las tareas de control al ingreso y salida de personas del Trópico cochabambino.

Considera también que es hora que la población se dé cuenta el daño que hacen a la población estos dirigentes del Trópico, “lo criminales que son” y preguntó “¿Dónde están ahora los defensores de los derechos humanos? porque no se preocupen de esa pobre gente que no puede cobrar. Solamente sirven para perseguir a la Policía y al Ministro de Gobierno, acusarnos de todo y buscar la confrontación”, dijo.