La entidad privada planteó a YPFB hacer público el informe completo de la certificación que estuvo a cargo de la consultora canadiense Sproule que estableció 10.7 TCFs de reservas probadas.

La Fundación Jubileo advirtió un déficit de 13,8 millones de metros cúbicos día (MMmcd) para cumplir con el Plan Sectorial de Desarrollo Integral de Hidrocarburos 2016–2020. Este año el país debería estar produciendo 67,8 MMmcd; pero, en la realidad, solo llega a 54 MMmcd; es decir, existe un déficit de 13,8 MMmcd en relación con lo proyectado. Dicho déficit representa 25 por ciento de la producción presente.

“Existe una considerable demora en el inicio de operaciones de proyectos exploratorios y, por otra, que no se están considerando las proyecciones realizadas hace 10 años, cuando se elaboró la Estrategia Boliviana de Hidrocarburos (EBH) sino que incluso, tomando en cuenta solo el Plan 2016–2020, elaborado hace tan solo dos años, existe una brecha considerable entre lo proyectado y la producción promedio real”, apuntó el estudio.

TRANSPARENCIA

De acuerdo con la certificación de reservas hidrocarburíferas presentada por el consorcio canadiense Sproule International Limited, Bolivia cuenta con 10,7 trillones de pies cúbicos (TCF) de reservas probadas de gas, 12,5 TCF de reservas probadas y probables, y 14,7 TCF más las reservas posibles, resultados con los cuales el Gobierno garantiza provisión interna hasta el 2035.

Al respecto, la Fundación oconsideró que si bien se han presentado los datos resumidos de la certificación de reservas, YPFB debe hacer público el informe completo de la certificación.

La entidad privada cree necesaria la transparencia en la información a fin de que los departamentos productores, y el país en su conjunto, conozcan el detalle de las reservas por departamento y por campo hidrocarburífero para acceder a información oportuna y necesaria sobre la gestión del recurso de todos los bolivianos.

MENORES RESERVAS

“La disminución en las reservas probables y posibles es reflejo de la insuficiente actividad exploratoria de los últimos años, a pesar de que el Gobierno ha emitido seis decretos supremos entre los años 2007–2017 adjudicando nuevas áreas de exploración y explotación de hidrocarburos a favor de la empresa petrolera estatal YPFB”, señaló el informe.

 

Fuente: El Diario