Germán Canaviri, presidente de Conamype

La Confederación Nacional de Micro y Pequeñas Empresas (Conamype) se declaró en emergencia, puesto que consideran una traición los alcances del Decreto Supremo 3747 del segundo aguinaldo.

“Nos sentimos traicionados”, dijo Germán Canaviri, presidente de Conamype, quien explicó que el Decreto no está acorde a un convenio que firmaron con el Gobierno en octubre.

El conflicto es por el 15% del segundo aguinaldo que debe ser destinado a la compra de productos nacionales.

Los Conamype se queja porque consideraba que ese porcentaje debería beneficiar exclusivamente a los microempresarios, y no a todas las empresas en general.

Canaviri aseguró que, con el Decreto, el 15% del segundo aguinaldo sólo beneficiará a las grandes empresas y los comercializadores.

Exigió que el Decreto se anule o se cambie. Advirtió que los microempresarios se movilizarán.

La presidenta de Fedemype, La Paz, Soledad Pérez, dijo que los microempresarios están dañados en su dignidad. Pidió que se dé prioridad a su sector para las compras.