Productos alimenticios son entregados a adultos mayores, personas con discapacidad, migrantes, niños huérfanos y personas recluidas en cárceles, gracias a las donaciones realizadas por la población de La Paz y El Alto.

La Pastoral Social Cáritas Bolivia en coordinación con los Supermercados Hipermaxi y Ketal, y la Universidad Católica Boliviana San Pablo lleva adelante la campaña “Alimentemos la Esperanza” que, en este tiempo de crisis sanitaria por la pandemia del COVID-19, beneficiará con más de 8 toneladas de alimento a personas de los sectores más vulnerables.

Marcela Rabaza, ejecutiva de la Pastoral Social Cáritas, aseguró que estas instituciones se unieron para la recolección de productos en las diferentes sucursales de Hipermaxi y Ketal de las ciudades de la Paz y el Alto.

“Ahora estamos en la entrega de oficial de estos productos, después de tres semanas de haber esperado la donación de las personas, y van a llegar a toda la población vulnerable con la que trabajamos como iglesia católica: adultos mayores, personas con discapacidad, a las cárceles, migrantes, y mucha población con la nosotros trabajamos”, indicó.

La recolección de productos alimenticios se la realizó por el lapso de tres semanas donde a través de las donaciones de la población paceña y alteña se pudo acumular 4 toneladas y 200 kilos en productos, y a su vez, Hipermaxi duplicó la cantidad, aportando 4 toneladas y 500 kilos de víveres. El total es de 8 toneladas y 700 kilos a ser distribuidas por ambas instituciones a toda la población vulnerable, que pasa por muchas necesidades en tiempo de cuarentena.

“Quedamos muy agradecidos con la gente que hizo el donativo y que lo sigan haciendo porque la campaña no termina, continuará el tiempo que sea necesario y los invitamos a que sigan haciendo su aporte”, finalizó Rabaza.

Pastoral  social Cáritas trabaja casi 60 años como obra social de la Iglesia Católica en  Bolivia, y mediante la campaña “Alimentemos la Esperanza” hasta el momento realizó la  entrega de alimentos a varias familias de La Paz y El Alto, a un orfanato, a un hogar de ancianos y un centro penitenciario.

La Campaña continuará durante el tiempo de la emergencia sanitaria y se invita a la población a ser parte y donar los productos según sus posibilidades./ ANF