El gobierno boliviano y CAF –banco de desarrollo de América Latina– firmaron hoy un contrato de crédito por USD 35 millones destinado a la aplicación integral de sistemas de riego tecnificado, a nivel parcelario, que permitirán mayor producción y productividad en el sector agrícola nacional, y por ende contribuirán a la seguridad alimentaria del país.

En este propósito los recursos financiarán el “Programa rumbo a la soberanía alimentaria con tecnología de riego” del Estado Plurinacional de Bolivia, que además apunta a reducir la vulnerabilidad a los efectos del cambio climático en la nación, mediante un mejor y eficiente uso del agua para riego, a partir de su tecnificación.

De acuerdo al Programa, éste se implementará en siete de los nueve departamentos de Bolivia (La Paz, Oruro, Cochabamba, Tarija, Chuquisaca, Santa Cruz y Potosí). Los recursos beneficiarán a 6.000 familias productoras de cebolla, tomate y papa en 29 municipios para que puedan generar riego en sus cultivos.

La firma del contrato contó con la presencia del Gerente Regional Sur de CAF, Jorge Srur. El documento de préstamo lleva las rúbricas de la Ministra de Planificación del Desarrollo, Gabriela Mendoza Gumiel y del representante de CAF en Bolivia, Florentino Fernández. El programa requiere de un financiamiento total de USD 37.2 millones, de los cuales el crédito de la entidad financiera cubre el 94%, el resto vendrá de la contraparte local.

El financiamiento contempla cuatro componentes: el fortalecimiento al desarrollo productivo con tecnología de riego, la asistencia técnica productiva y formación de expertos locales, la administración e implementación del Programa, además de su sistematización y su sostenibilidad.

La intención es optimizar la eficiencia en el uso del agua con fines de riego hasta en un 90%, incrementando las hectáreas tecnificadas y, mejorando la productividad y la aceptación en el mercado, generando mayores ingresos por la mayor producción en los municipios establecidos del territorio boliviano. Las inversiones en riego favorecen la soberanía alimentaria y la reducción de la pobreza, mediante el incremento de la productividad agrícola”, sostuvo Fernández.

El Programa del Gobierno incluye el fortalecimiento de las organizaciones de productores y regantes, mediante asistencia técnica durante 4 ciclos agrícolas destinada a la formación de expertos en cultivo, comercialización y distribución de sus productos en el mercado interno.

Igualmente, el Proyecto aporta a los indicadores del país en relación a los Objetivos de Desarrollo Sostenibles (ODS), en la medida en que se contribuye a la Gestión Integral de Recursos Hídricos (GIRH), erradicando la pobreza extrema, posibilitando riego para la seguridad alimentaria con la reducción de la desnutrición, promoviendo infraestructura resiliente, con el uso racional de los recursos naturales.

En el evento de suscripción del contrato, Srur felicitó al gobierno y al pueblo boliviano de parte de CAF y destacó que en el país se den acciones concretas de mejoramiento, que implican tecnología, riego, innovación, productos agrícolas esenciales y principalmente benefician a los seres humanos (miles de familias). En este contexto, aseguró un mayor compromiso del banco de desarrollo para el proyecto en curso y para los futuros que se desarrollarán conjuntamente.

A su turno, la Ministra Mendoza agradeció la visita del Gerente Regional Sur de CAF y su comitiva, y recordó que el financiamiento del Programa que favorecerá al sector agrícola y la seguridad alimentaria del país representa un avance del Plan de Desarrollo Económico y Social 2021-2025 del gobierno, el mismo que fue denominado “Reconstruyendo la Economía para Vivir Bien, Hacia la Industrialización con Sustitución de Importaciones”.