El equipo editorial de nuestro semanario financiero Santa Cruz Económico conversó con Humberto Peinado (twitter: @Hpeinado1)  candidato vicepresidencial compañero de fórmula del exvicepresidente Victor Hugo Cárdenas, sobre temas económicos.

Santa Cruz Económico está conversando con líderes políticos y personalidades de la empresa privada sobre el desempeño económico boliviano 2018 y la perspectiva para 2019.

Aquí el detalle de la conversación y el video:

1. Cuál su evaluación del desempeño de la economía boliviana en 2018? ¿hubo mejoras? siente que le gente pudo ganar más o menos dinero? ¿hay más trabajo? se contrajo la oferta laboral?
R.- Tenemos una evidente desaceleración de la economía desde el año 2013 que va desde 6.8% del PIB a 4.2% según los últimos datos, una economía basada más en gasto y endeudamiento, que en ahorro e inversión (que surgen de incrementos en la productividad del sector privado), razón por la cual tenemos un déficit público severo que se arrastra desde hace 5 años consecutivos, cero diversificación productiva, reducción estrepitosa de las exportaciones y esto se debe a que mantenemos un modelo primario exportador, que está en déficit comercial desde hace más de 3 años, es decir consumimos más de lo que producimos, según datos de fundempresa se cierran en promedio 7.500 empresas por año desde hace más de 4 años, tenemos una gran burbuja de consumo, pero no una mejora en el desarrollo económico sostenible, razón por la cual existe una economía informal que se aproxima a casi un 70%.
Además, tenemos un tipo de cambio apreciado, que lo que hace es fomentar el comercio y las importaciones de productos extranjeros, en desmedro de la industria nacional que cada vez se encuentra más reprimida e incipiente y con un sector productivo pequeño y mediano cada vez más asfixiado, por las cargas sociales, incrementos salarias, dobles aguinaldos y una de las cargas tributarias más altas del continente.
Avecinándose una inminente devaluación de la moneda, lo cual hará perder el poder adquisitivo de los salarios de manera más acelerada. Razón por la cual se siente un decaimiento en el empleo e incrementos en los subempleos, hoy por hoy las personas que se benefician de aguinaldos y doble aguinaldos no supera un 30% de la población económicamente activa.

2. Cree en los datos proporcionados por entidades administradas por el gobierno como INE y Banco Central que “Bolivia está creciendo en la región”? o cree usted que -como dicen algunos analistas- esos datos no son fiables y la economía boliviana no está en sus mejores condiciones?
R.- Los datos son insuficientes y poco confiables, se cambiaron parámetros de medición de la canasta familiar con el fin de manipular las mediciones reales de la inflación que según cálculos independientes está entre 15% a 20% por año, razón por la cual el gobierno aplica incrementos salariales que siempre están por encima del 10% cada año, con el fin de apaciguar la pérdida del poder adquisitivo en los salarios. Existen datos confusos sobre la deuda fiscal tanto externa como interna, razón por la cual se tiene una impresión que el INE trabaja más a favor de la política, que al sano análisis de las variables económicos.


3. ¿Coincide usted con el criterio del presidente de la Cámara nacional de Comercio, Marco Salinas, que indica que 2019 será año difícil para Bolivia por bajo ingreso de recursos de venta de gas y por ser año político electoral? ¿Cree usted que la política influye en la economía?
R.- El criterio es correcto, debido a que el gobierno no tendrá el ingreso necesario para continuar sosteniendo su modelo rentista y de entrega de bonos a una parte sesgada de la población, al no realizarse fuertes inversiones en los sectores hidrocarburiferos, las reservas hoy no alcanzan para cumplir los contratos vigentes con Argentina y Brasil de manera simultánea, lo que derivara en incumplimientos y multas y contravenciones con ambos países. Además, al existir una inestabilidad política los actores económicos frenaran sus inversiones por la incertidumbre que genera la actual coyuntura, debido a la relación directa que existe entre la estabilidad política y el crecimiento económico de un país.

4.Qué se debería hacer con las denominadas “empresas públicas” como BOA, ENTEL, PAPELBOL, CARTONBOL, y otras? hay que liquidarlas, capitalizarlas? o dejar que el sector privado se dedique al tema comercial y empresarial?
R.- Deberían pasar a manos privadas, debido a que en la actualidad todas las empresas del estado son deficitarias y eso se debe a que el estado en un pésimo administrador hoy dichas empresas son más un nido de corrupción, que una fuente real de ingresos para el estado. Por el contrario vemos un sector privado más eficiente y que con menos recursos de inversión generan rendimientos favorables a pesar de todas las dificultades que enfrenta principalmente por las altas presiones sociales, tributaria y exorbitantes regulaciones estatales.

Debemos proponer un sistema que libere las fuerzas del mercado, desregular la economía y bajar las altas presiones tributarias, según los índices de libertad económica las economías más libres son las más prosperas y viceversa las economías más reguladas son las más empobrecidas, de modo que se generen las condiciones que permitan a las empresas prosperar y capitalizarse, generando asi más empleos permanentes e inversiones que mejoren la calidad de sus productos y la productividad de las empresas.

Video:

https://www.facebook.com/SantaCruzEco/videos/266679277313847/